Windows 7: ¿tan diferente de Vista?

Tras casi dos meses desde su lanzamiento, se ha juzgado al nuevo sistema operativo de Microsoft como más rápido que su predecesor

La campaña navideña se acerca y el mundo de los ordenadores personales vive un momento de cambio en Windows, el sistema operativo más popular entre los usuarios domésticos. De Vista se ha pasado a Windows 7, recién estrenado a finales de octubre de este año. Con la perspectiva que dan las más de seis semanas transcurridas desde su lanzamiento, todas las pruebas realizadas por los especialistas concluyen que el nuevo sistema operativo incluye mejoras y correcciones respecto al anterior. No obstante, no satisface las expectativas de los usuarios más optimistas, ya que los cambios son justo los necesarios.

  • Autor: Por BENYI ARREGOCÉS
  • Fecha de publicación: 9 de diciembre de 2009

Más rápido

w72meses1


– Imagen: Julien Min GONG

Todo nuevo sistema operativo de Microsoft concita de modo inevitable la atención de los usuarios. La compañía estadounidense defiende que Windows 7 es de modo significativo más veloz que Vista. Varios medios especializados han recogido el guante y han comparado las dos versiones sobre los mismos ordenadores. La revista PC World constató que era más rápido, pero sólo ligeramente. Aunque comprobó que había mejorado en la velocidad de acceso al disco duro y en el rendimiento de este elemento fundamental. Estos resultados se repiten en el estudio que llevó a cabo Tom’s Hardware, que precisa que Windows 7 se mueve con alrededor de un 10% más de velocidad que su predecesor.

Respecto a los tiempos de encendido o apagado, los resultados fueron desiguales en la prueba de PC World, en función de la máquina utilizada. A veces se comportaba con más velocidad Windows 7, otras Vista. Según un estudio de ZDNet, se ha mejorado la ejecución simultánea de aplicaciones y se cargan con mayor rapidez los controladores y los componentes del sistema operativo.

Mayor duración de la batería

Otro punto donde en teoría se producen mejoras se encuentra en la prolongación de la vida de las baterías de los portátiles, respecto a los logros de Vista. Las pruebas de PC World lo confirmaron, aunque con incrementos muy modestos: 15 minutos en uno de los equipos y sólo uno en otro.

Windows 7 se mueve con alrededor de un 10% más de velocidad que su predecesor

Estos estudios encontraron un aspecto en que Windows 7 se comporta con mayor lentitud que Vista: el tiempo que tardan en abrirse las aplicaciones dentro del sistema operativo, con diferencias de entre 0,7 y 7 segundos en función del programa. Cuando se abordan los programas que se integran de serie dentro del sistema operativo, según ZDNet, Windows 7 aventaja a Vista con una mejora en el rendimiento de más del 20%, según la tarea que se realice.

En el trabajo de ZDNet se constató que Windows 7 emplea menos megabytes de memoria RAM para construir una memoria caché que permita que los programas más utilizados arranquen antes. Esto provoca que el equipo se comporte con más agilidad. Windows 7 utiliza unos 600 megabytes, mientras que Vista supera los 1,5 gigabytes.

Comparado con XP

Windows 7 emplea menos megabytes de memoria RAM para construir una memoria caché que permita que los programas más utilizados arranquen antes

La vigencia de XP entre los usuarios de ordenadores convierte en necesaria la comparación de Windows 7 con éste para saber hasta qué punto compensa la actualización. Según ZDNet, Windows 7 fue más rápido en el tiempo de arranque con la máquina más potente que utilizaron (12 segundos) que XP (14,1 segundos) y Vista (14,5, segundos). Windows 7 también se impone en lo referente a encender y apagar el equipo en los disposivos menos potentes. La conclusión es que Windows 7 trabaja mejor que XP, excepto en las máquinas más antiguas o con tarjetas gráficas obsoletas.

Incremento de seguridad en entredicho

Un experto en seguridad quiso probar si este Windows podía funcionar sin antivirus, como es usual en Mac OS X o en Linux. Con la configuración por defecto, ocho de cada diez virus infectaron el ordenador, por lo que esta última versión necesita de un antivirus que complemente la seguridad del sistema, igual que en las anteriores versiones.

Por otra parte, debido a la considerable extensión de XP, han tratado de conseguir que los programas que funcionan en este sistema operativo sean compatibles con Windows 7. Esta característica se implanta con la vista puesta en el software específico que se crea para las empresas, que no quieren problemas de compatibilidad y prefieren que sus programas funcionen. No se dirige tanto a los usuarios en general, que se amoldan al sistema operativo más popular en cada momento.

Windows 7 contra Mac OS X y Ubuntu 9.10

Windows 7 gana en la gestión de imágenes en tres dimensiones y en la reproducción de juegos con componente tridimensional

El lanzamiento de Windows 7 prácticamente ha coincidido con las dos últimas versiones de Mac OS X (Snow Leopard) y de Ubuntu (9.10), la distribución de Linux más popular entre los usuarios domésticos. A pesar de tratarse de dos sistemas operativos minoritarios respecto a la saga Windows, sus partidarios defienden que consiguen un mejor rendimiento de sus máquinas.

Cnet ha comparado entre Windows 7 y la última versión de Mac OS X, con resultados con claridad superiores para el sistema de Apple en aspectos como el tiempo de encendido y apagado, manejo simultáneo de programas multimedia o en el cambio de formato de canciones en iTunes (de MP3 a AAC). Windows 7 gana en la gestión de imágenes en tres dimensiones y en la reproducción de juegos con componente tridimensional.

Taranfx ha comparado el rendimiento con Ubuntu 9.10. La distribución de Linux consigue mejores resultados en tiempo de instalación del sistema, arranque y apagado del mismo, o en la velocidad al copiar un archivo de un gigabyte de una unidad de memoria externa; mientras que Windows 7 logra imponerse en el rendimiento de los juegos y en la transferencia de archivos en una red local.

Tras casi dos meses desde su lanzamiento, se ha juzgado al nuevo sistema operativo de Microsoft como más rápido que su predecesor

Pierde importancia el sistema operativo

El larguísimo ciclo de vida de Windows XP, que ya lleva ocho años en el mercado, provocó una situación curiosa cuando salió su sucesor, Vista, cinco años después. Muchos usuarios no quisieron cambiar de sistema operativo en sus máquinas porque los programas que usaban funcionaban con corrección en XP.

Las estadísticas de W3Schools de octubre de 2009, tomadas a partir de los ordenadores que acceden a su sitio, confirmaron que el XP es el más usado, con una cuota del 63,3%, con bastante ventaja sobre Vista, el segundo más extendido con un 18,3%. Mac OS X es el tercer clasificado con un 6,8%, mientras que Windows 7 ocupa ya el cuarto lugar con un 4,4% (gran parte utilizan el sistema desde la prueba gratuita que lanzó Microsoft). A su vez, las diferentes distribuciones de Linux se sitúan en quinta posición con un 4,2%.

XP es el sistema operativo más usado, con una cuota del 63,3% y bastante ventaja sobre Vista, el segundo más extendido con un 18,3%

Esta vigencia de XP se relaciona con que hoy en día uno de los principales usos del ordenador consiste en acceder a Internet. En la práctica, importa más el navegador que el sistema operativo del usuario, es el denominado “Pccentrismo” de los antiguos ordenadores, frente a “Netcentrismo” de los nuevos. Antes, al diseñar los programas, se pensaba en que iban a ser ejecutados desde el escritorio del ordenador, y hoy se desarrollan como aplicaciones web.

Este hecho se acentúa por el auge de las herramientas on line, que ha permitido que se manejen el correo electrónico, los programas ofimáticos y otros elementos de software a distancia y a través de los navegadores. Por lo tanto, los sistemas operativos pierden importancia. En el día a día, casi da igual cuál usar gracias a las aplicaciones web, los lenguajes de programación multiplataforma como Java y porque todavía los programadores se preocupan de realizar versiones válidas para XP.

Críticas a Vista

La adopción de Vista llegó por su inclusión en gran parte de los ordenadores nuevos, gracias a los acuerdos de Microsoft con los fabricantes. Tras su lanzamiento, las críticas a Vista de usuarios y expertos provocaron que muchos no se interesaran en actualizar sus equipos.

Los sistemas operativos pierden importancia; en el día a día casi da igual cuál usar gracias a las aplicaciones web

Vista registró problemas con los controladores de distintos periféricos, que funcionaban bien con XP, y se le acusó de necesitar máquinas más potentes para que trabajara con agilidad. Incluso Microsoft permitió que los compradores de Vista actualizaran hacia atrás e instalaran de nuevo el XP, si así lo preferían.

Todas las críticas sirvieron a Apple, la empresa que intenta competir con Microsoft en este campo mediante su Mac OS X, aunque con una cuota de mercado ínfima en comparación con Windows, para realizar anuncios publicitarios satíricos, que se pueden contemplar en portales como YouTube (vídeo), donde se comparaban ambos sistemas operativos.

La seguridad sí es importante

Aunque por los programas que se puedan instalar y el uso que se le pueda dar a cualquiera de los Windows (o a cualquier otro sistema operativo) cumpla con satisfacción, se debe tener en cuenta que en términos de protección del equipo y los archivos resulta vital contar con las últimas actualizaciones de los sistemas de seguridad. En este sentido, Microsoft va a abandonar el soporte a XP y con ello no proporcionará más actualizaciones.

Microsoft va a abandonar el soporte a XP y, con ello, no proporcionará más actualizaciones

El más veterano de los Windows ha presenciado tres grandes actualizaciones (denominadas “Service Pack”) que han mejorado su funcionamiento y lo han hecho más seguro. Pero desde el momento en que Microsoft deje de proporcionar los parches necesarios, el usuario de este sistema se quedará desprotegido frente a nuevas amenazas. De todos modos, Microsoft tiene previsto corregir los fallos de seguridad que haya en Windows XP hasta el 8 de abril de 2014. Por esta razón, los usuarios actuales de este sistema operativo pueden permanecer tranquilos si todo funciona a su gusto en su equipo.

Actualizar a Windows 7 desde XP

No sólo se puede actualizar a Windows 7 desde Vista, lo más habitual y que Microsoft contempla a través de un proceso automatizado que guarda las configuraciones del usuario. Debido a la persistencia de XP, otras empresas han preparado programas para realizar esta tarea de idéntica forma desde el veterano sistema operativo.

iYogi ha elaborado varias aplicaciones para dar el salto. La más básica es gratuita y en la actualización importa los perfiles de usuario, el escritorio, las configuraciones de las aplicaciones y los documentos que se almacenen. En la versión premium, que cuesta 24,99 dólares, se trasladan además los programas que tenga instalados el usuario, lo que supone un ahorro considerable de tiempo.

Windows 8 para 2012

Microsoft se ha propuesto a lanzar una nueva versión de su sistema operativo cada tres años, con la intención de no repetir lo sucedido con XP y Vista. Se espera que Windows 8 se comercialice en 2012. La edición 7 fue todavía más rápida porque se publicó el pasado 22 de octubre, antes incluso de que se cumplieran los tres años en el mercado de Vista.

http://www.consumer.es/web/es/tecnologia/software/2009/12/09/189440.php

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s